El Yoga es un camino hacia la libertad

El Yoga es un camino hacia la libertad. Con su práctica constante podemos sanar, liberarnos del miedo, de los pensamientos limitantes, de las emociones que causaron dolor, de la especulación constante sobre el efecto para ser causa en cada accionar y del EGO que nunca nos permite fallar

El Yoga es un camino hacia la libertad de nuestro ser. Es la llave que abre su jaula encerrado ahí por los laberintos de la mente. Es el camino para ir sobre que eso que alguien o algo te sacó y te pertenece

Cada asana (postura) es una invitación hacia esa emancipación del corazón tan oprimido por dolor. Cada práctica es una oportunidad de subirte a ese reclamo por tu paz. No es una lucha. Es un reclamo. Subido sobre tu mat usando como arma tu respiración y serenidad

Y llega el día. Las puertas de la jaula se abren. Es en ese momento cuando te das cuenta cuán necesario fue el camino y esperar tu propio proceso. Porque con la puerta abierta te preguntas:  ¿Estoy preparado y confiado para volar? Si lo hiciste rápido y con ansiedad el vuelo será bajo. Si esperaste tus alas hacia un vuelo alto se desplegarán.

No te apures. Disfrutá. Cada pasito pequeño de sanación que des día a día sobre su mat es el camino a la emancipación y libertad

¿Libres de quién? Paradójicamente de uno mismo.

Libres de nuestra mente

Libres de lo que fuimos

Libres de lo que somos

Y libres de lo que queremos Ser

¡Qué bien se siente esa libertad !

Súbanse al reclamo por su paz

Es la única causa que de verdad los emancipará

Con cariño,

Bel